Síguenos

Volver

ÚLTIMA HORA

Internacional

Reportan tiroteo durante un mitin de Donald Trump en Pennsylvania

Volver

SIGUIENTE NOTICIA

Quintana Roo

Vinculan a proceso a un extranjero por feminicidio en Isla Mujeres.Un hombre extranjero fue arrestado como sospechoso de la desaparición y posterior muerte de su pareja en Isla Mujeres

Yucatán

Por la elaboración de fuegos artificiales de manera artesanal, la villa de Hocabá se ha posicionado como la Capital de la Pirotecnia

La elaboración de fuegos artificiales de forma artesanal ha posicionado a esta villa como la capital de la pirotecnia y es que existen más de una decena de talleres familiares que se dedican a esta actividad de manera formal, y otra decena de manera informal.

Para fabricar fuegos artificiales es necesario contar con un permiso otorgado por la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena), sin embargo, no todos lo hacen de manera legal. Actualmente, no existen datos exactos de cuántos talleres clandestinos existen.

Los talleres familiares involucran a todos sus miembros en la fabricación de la pirotecnia. Cada integrante tiene su rol, por ejemplo, los adultos manejan directamente la pólvora, mientras que mujeres y niños se encargan de armar y amarrar los paquetes previo al destino final.

No solamente el núcleo familiar participa, sino que a veces se necesita ayuda externa. Familias de agricultores se encargan de proveer las maderas necesarias para elaborar los famosos voladores, por ejemplo.

Agricultores, e incluso niños, se dedican a ir al monte para cortar palos de tajonal y después venderlos a los artesanos. Se les paga entre 50 y 200 pesos, según sea la cantidad de madera que reúnan.

Gumersindo Ku, mejor conocido como Don Cumitas, lleva más de 50 años elaborando pirotecnia de manera artesanal. El oficio lo aprendió de su padre, quien inició el negocio familiar, pero desafortunadamente murió en un accidente de trabajo.

Su padre recuerda que solía dormir en la bodega junto a los voladores y fumar un cigarro antes de acostarse en su hamaca. “Un mal día, de la nada, la pequeña bodega explotó con mi padre en su interior, en ese entonces no existía Protección Civil y tampoco se manejaban volúmenes grandes de pólvora como ahora”, recuerda Ku.

El propio Gumersindo ha sufrido accidentes y perdió varios dedos de las manos. “La pólvora es impredecible, un pequeño descuido puede costarte la vida o parte de un órgano como a mí”, comentó.

Estos no han sido los únicos percances en la comunidad. Don Cumitas explica que en 2018 ocurrió una tragedia en la que fallecieron seis personas, entre ellas, un niño de 11 años. Desde entonces, las inspecciones de Protección Civil se incrementaron y se requirió el traslado de los materiales y las bodegas a tres kilómetros de distancia de la periferia de la población, entre otras medidas de seguridad.

“Lo que pasa con la pólvora es que es muy volátil, un error humano, un golpe o el calor pueden activarlo, lo que generaría una reacción en cadena de muchas pequeñas explosiones, como ha sucedido en los últimos siniestros, toda la bodega se consumió por la explosión y el fuego”, reitera el artesano.

Quienes se dedican a la elaboración de pirotecnia procuran hacerlo en las afueras de la población, como se les ha pedido, aunque el más reciente siniestro, en mayo de 2022, deja entre ver que aún existen productores que mantienen alguna parte de su trabajo cerca de sus casas.

El negocio deja buenos dividendos, razón por la cual muchas familias comienzan a trabajarlo, explicó Ku. Sin embargo, la falta de pericia y de acato de las medidas de seguridad puede ser fatal.

Gumersindo Ku, quien supera los 80 años, tiene clientes en cada rincón del Estado. En su mayoría consumen voladores de distintas medidas, hiladas, lluvias de oro, tronadores, cascadas y el clásico torito, popular en la celebración de los gremios, explicó.

“Con la pandemia tuvimos muchas cancelaciones, por lo que mucho producto se quedó en bodega, luego en 2021 comenzaron a activarse algunos gremios en las comunidades. Comenzamos a trabajar lentamente y ya en 2022 todo se fue normalizando. Durante 2023 hemos recibido pedidos como nunca antes. Seguramente habrá más talleres que se dediquen a la pirotecnia y, por lo tanto, es necesaria una mayor vigilancia para garantizar la seguridad de todos”, concluyó el entrevistado.

Síguenos en Google News y recibe la mejor información 

NM

SIGUIENTE NOTICIA

Quintana Roo

Vinculan a proceso a un extranjero por feminicidio en Isla Mujeres.Un hombre extranjero fue arrestado como sospechoso de la desaparición y posterior muerte de su pareja en Isla Mujeres