Síguenos

Volver

ÚLTIMA HORA

México

América vs Rayadas: Final de la Liga MX Femenil inicia con una hora de retraso, tras fuerte lluvia en CDMX

Volver

SIGUIENTE NOTICIA

Entretenimiento

La Voz Kids: Mario Ramón, el niño originario de Mérida, queda eliminado.El pequeño yucateco no pudo superar la fase de las batallas para mantenerse en la competencia

Yucatán

Ganaderos señalaron que las altas temperatura han afectado en la producción del pasto, principal fuente de alimento para sus animales

Pequeños ganaderos de la región se encuentran sufriendo los estragos de las altas temperaturas, que han provocado la falta de alimento para sus ganados debido a la escasez de pasto.

Las altas temperaturas han generado diversos estragos en varios sectores de la ganadería y la agricultura, ya que el calor, que últimamente se ha sentido en gran parte del estado, tiene impactos severos en estos sectores.

Tal es el caso de los ganaderos locales, para quienes la falta de lluvia ha sido un problema, ya que en las últimas semanas han podido percibir la reducción de alimentos disponibles para sus animales, los cuales en su mayoría se alimentan de hierbas, pasto y zacate. Estas fuentes de alimento se encuentran secas casi en su totalidad, lo que ha generado una disminución en el peso del ganado.

Varios pobladores de la zona, así como de las comisarías, han manifestado lo grave que sería si continúa esta situación, por lo que manifestaron que están en busca de distintas opciones viables para ellos. Una de las principales soluciones es la de encontrar la forma de criar sus animales, para que puedan sobrevivir a esta temporada de calor extremo. Prevén que las altas temperaturas generarían aún más sequía durante las próximas semanas, y mantienen las esperanzas para la temporada de lluvias.

"Quienes nos dedicamos a la ganadería sabemos sus encantos, pero también la responsabilidad que conlleva y sus riesgos, como lo que ahora estamos viviendo. Tenemos que ingeniar ideas para poder continuar la crianza de nuestro ganado, pero desafortunadamente somos pequeños ganaderos y es difícil para nosotros a comprar, cada segundo o tercer día, ramón, pasto y linaza para nuestros animales. Pero tampoco podemos dejarlos morir, porque sería perjudicial para nosotros y nuestras familias", dijo Jacinto May, un ganadero de la comisaría de Kancab.