Síguenos

Volver

ÚLTIMA HORA

Deportes

Celtics aventaja a Dallas por 3-0 y se coloca a una victoria de su estrella 18 en la NBA

Volver

SIGUIENTE NOTICIA

Quintana Roo

Posible Depresión Tropical se acerca al Mar Caribe; mira en tiempo real su trayectoria.Una zona de baja presión se mueve hacia el Suroeste, cerca del Sureste del Mar Caribe, según el reporte del Centro Nacional de Huracanes de EU

Deportes

El Barcelona de Xavi tuvo un descalabro este día en la Champions League al caer en Italia ante un Inter crecido

Apareció la mejor versión en lo que va de temporada de un Inter de Milán que acabó encerrado atrás para frenar a un Barcelona enrachado que, sin embargo, se complicó su presencia en los octavos de final de Liga de Campeones tras un partido marcado por la polémica en la anulación del gol de Pedri y en la decisión del colegiado y del VAR de no señalar penalti por mano de Dumfries en el descuento.

El Giuseppe Meazza acogió el duelo de la jornada en esta tercera jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones en la que el Inter fue de menos a más y aprovechó su momento de dominio para volver a vencer al Barcelona doce años después, al tiempo que amargó una noche más a un Lewandoski que todavía no ha arrancado en Europa con la camiseta blaugrana.

Inter y Barcelona saltaron al césped con sus ideas bien claras y trabajadas. El conjunto blaugrana tuvo el balón e intentó derribar el bloque bajo que colocó el Inter con posesiones de lado a lado con las que encontrar un espacio. El plan del Inter era el contrario. Cedió el balón con el objetivo salir rápido a la contra una vez recuperado, justo para lo que Inzaghi había colocado a Correa acompañando a Lautaro en lugar de a Dzeko.

Los primeros minutos fueron un monólogo del equipo que dirige Xavi Hernández. Posesiones largas, con Marcos Alonso muy profundo y presente en el ataque, aprovechando los apoyos de Raphinha al bajar recibir al centro del campo, mientras Dembélé encaraba por banda derecha con la seguridad de que Sergi Roberto cerraba atrás con Eric y Christensen.

Las posesiones del Inter eran efímeras, pero las del Barcelona no llegaron a ser peligrosas y, con el paso de los minutos, el Inter fue creciendo y sintiéndose cómodo a la contra, aprovechando salidas rápidas con las que generaron dudas en una zaga blaugrana que no supo defender la llegada de la segunda línea interista. La primera fue en el minuto siete, cuando Ter Stegen tuvo que despejar un lejano tiro de Calhanoglu en lo que fue un aviso de lo que pasaría al ocaso del primer acto.

Síguenos en Google News y recibe la mejor información

AN