Activista califica como retroceso multar a quien alimente animales de la calle en Mérida

"...Se van a disparar los casos de rabia, se van a volver agresivos los animales al no tener qué comer y va a ocasionar otros problemas”, alertó el activista
martes, 5 de octubre de 2021 · 13:17

La Fracción XI del Artículo 26 del nuevo Reglamento para la Protección de la Fauna del Municipio de Mérida, es un retroceso en cuanto a la lucha del cuidado de los animales en situación de vulnerabilidad, pues los deja en el desamparo total, sin agua ni comida, consideró el representante legal de la asociación civil "Un Millón de Esperanzas" e integrante de Red Animal Yucatán, Raúl Argáez Ortega.

Como informamos anteriormente, el nuevo marco jurídico aprobado por el Ayuntamiento de Mérida prohíbe en el mencionado Artículo, que los dueños, poseedores de animales o cualquier persona, deje “alimento para los animales en la vía pública”. 

Ante esto, el alcalde Renán Barrera Concha señaló que la Fracción XI del Artículo 26 corresponde a “un tema de salud pública”,ya que “puede ser perjudicial” darle de comer a los animales en situación de calle.

“El hecho de fomentar la fauna silvestre en la calle puede generar una mayor afectación para ellos mismos y accidentes, que es un tema de salud pública que tenemos que cuidar”, expresó en un evento ayer en la comisaría Noc Ac.

Por su parte, Argáez Ortega señaló que dicha fracción del nuevo reglamento es una terrible propuesta, que va en contra de las intenciones que tenían los activistas al momento de impulsar un marco legal para proteger a los animales en la ciudad.

“Ahí no sólo habla de perros, sino de animales en general, entonces estamos hablando hasta de gatos, palomas y todo, lo que es terrible porque la gente acostumbra alimentar a los animales y si no pasa esto, pues prácticamente se van a disparar los casos de rabia, se van a volver agresivos los animales al no tener qué comer y va a ocasionar otros problemas”, advirtió el rescatista.

En ese sentido, el integrante de Red Animal Yucatán señaló que al momento de crear el reglamento, los rescatistas propusieron al Ayuntamiento la figura de animales comunitarios, que consiste en que el municipio se haga cargo de la esterilización, desparasitación y protección de animales en situación vulnerable, pero se les dijo que no era viable la idea.

“Algo así estaban proponiendo acá, pero no sólo les dijeron que no se puede, sino que vemos que aparte anexaron esta fracción que resultó peor”, reprochó.

Síguenos en Google News y recibe la mejor información

JG