Carnaval de Kantunilkín, Quintana Roo, no representa ganancias para hoteleros

A diferencia del animado Carnaval de Holbox, la celebración en Kantunilkín, Quintana Roo, no atrae turistas significativos
domingo, 4 de febrero de 2024 · 16:55

A diferencia de la vibrante celebración de carnaval en la isla de Holbox, que atrae tanto a visitantes nacionales como extranjeros, la cabecera municipal no representa un destino turístico significativo. Los prestadores de servicios en el sector hotelero señalan que estas festividades no benefician mucho a sus negocios, ya que los visitantes que llegan no buscan alojamiento; simplemente están de paso y regresan a sus localidades, ya que son habitantes del mismo municipio.

Los hoteleros de Kantunilkín explican que dependen de las actividades organizadas por el ayuntamiento y los grupos musicales contratados. A diferencia de Holbox, donde las actividades de carnaval cuentan con patrocinadores y apoyo municipal, en Kantunilkín las comparsas son menos numerosas y la participación comunitaria ha disminuido. La actividad es mayormente local, con escaso flujo de visitantes, principalmente de comunidades cercanas.

Germán Pool Che, propietario de la Posada Takay, señaló que los visitantes llegan en vehículos particulares o contratan taxis para regresar a sus localidades después de las noches de carnaval. En raras ocasiones se ocupan habitaciones para pasar la noche, ya que la mayoría prefiere retornar a sus hogares.

Otros hoteleros destacan que no hay reservaciones para las fechas del carnaval en Kantunilkín, a menos que llegue alguna comparsa invitada que necesite pernoctar si su lugar de origen es distante. Sin embargo, cuando se trata de ciudades cercanas, los invitados regresan y no hay oportunidad de recibir huéspedes.

Mencionan que sus clientes son principalmente personas que llegan a trabajar por varios días o son asignadas al municipio para ocupaciones semanales o mensuales. Además, repartidores de productos que necesitan pasar varios días en el municipio y alquilan habitaciones por uno o dos días.

En la ciudad, hay al menos 13 centros de hospedaje con alrededor de 300 habitaciones en total. La ocupación promedio es del 40%, con tarifas que varían de 300 a casi mil pesos por noche, según la calidad del servicio requerido por el visitante.

Ante la falta de huéspedes, algunos centros de hospedaje han optado por ofrecer sus habitaciones en alquiler mensual para garantizar ingresos y afrontar los pagos de impuestos al inicio del año, asegurando la continuidad de sus operaciones.

Síguenos en Google News y recibe la mejor información

HS