Cofepris verificará protocolos tras exhumación de un cuerpo momificado en Cozumel

El cuerpo de una persona fue exhumado de su tumba por trabajadores del Panteón Mansión de Paz en Cozumel, tras cumplirse siete años de su entierro; cofepris acudirá a verificar procedimientos sanitarios para el cadáver
viernes, 26 de noviembre de 2021 · 09:22

Personal de Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) en Quintana Roo verificará la situación del cuerpo momificado, luego de que trascendió la imagen de ésta al interior de una bodega del Panteón Mansión de Paz en Cozumel. Nadie ha reclamado el cuerpo, aseguró el Director de Turismo y Desarrollo Económico, Badih Nahum Sleme Flores. 

El funcionario aseguró que al recibir la administración actual, ya tenían la osamenta en el área asignada para la colocación de los restos de los cuerpos que son exhumados cada determinado tiempo, lo que sorprendió al personal entrante, quienes han hecho lo posible por realizar la ubicación de los familiares y hacerles la entrega de éste. 

Es de resaltar, que de manera inusual, la osamenta fue colocada en la bodega, pero debido a que el cuerpo se encuentra momificado, no se realizó ningún procedimiento de colocación de ésta en costales, debido a la peculiar manera en la que permanece sentado, por lo que los trabajadores del panteón, encargados del trabajo de exhumación de las criptas, lo cubrieron con una tela para evitar que este pueda dañarse en tanto sus familiares se presentan a reclamarlo.

Cada panteón municipal en Cozumel cuenta con una bodega para la colocación de los cadáveres exhumados, por lo que la osamenta momificada permanece en ésta, lo que se aseguró, se informó al personal de la Cofepris Quintana Roo para la verificación pertinente, sobre todo porque ésta fue registrada en la pasada administración y se pretende que la autoridad sanitaria realice la inspección pertinente para el seguimiento del cuerpo.

En dicho sentido, Sleme Flores, agregó que esperan que pronto arribe personal de la Cofepris de la zona norte, para que se determine la situación de la osamenta momificada y el procedimiento, sobre todo, para evitar que pudiera representar algún riesgo para la salud pública o de los trabajadores, pese a que éstos aseguraron que se cumplió el término de siete años para poder hacer la exhumación en dicha cripta, aunque no deja de sorprender la forma en que se ha conservado momificado el cuerpo.

Síguenos en Google News y recibe la mejor información.

CG