“Crimen de Estado”


Probable causa del asesinato del líder estatal de la UNTA / Señala Coduc que Alejandro Ruiz Mosqueda también estaba defendiendo a los pobladores de “El Arca”, como el dirigente campesino ejecutado, Armando García
CAMPECHE, Cam., 16 de diciembre.- Al considerar que el homicidio del ex líder de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA) en el Estado de Campeche, Alejandro Ruiz Mosqueda, pudo haber sido un “crimen de Estado”, la Coalición Democrática de Organizaciones Democráticas y Campesinas (Coduc) pidió al gobierno del Estado y a la Procuraduría de Justicia (PGJE), “no adelantar juicios y sí investigar bien el caso, pues por no hacerlo, ya liberaron a los dos cómplices”.
El representante de esa organización campesina en Campeche, Guillermo Hernández Domínguez, señaló que “es sintomático” el hecho de las liberaciones de los dos copartícipes en el asesinato de Ruiz Mosqueda, Tobías Cisneros Águila y Fausto Díaz Villalobos, padrastro y hermano del asesino prófugo del líder campesino, Héctor Manuel Díaz Villalobos, quien se habría llevado consigo 100 mil pesos que había en la camioneta de su víctima y que la Procuraduría no ha encontrado.
El dirigente de la Coduc recordó que al informar de los hechos, la Procuraduría informó que ese dinero fue tomado de la camioneta por el padrastro del asesino, Tobías Cisneros, luego de impedir que llevaran a los dos heridos -incluyendo el fallecido- víctimas de su hoy prófugo hijastro a un hospital, ponchándole las llantas a la camioneta en que llegó el asesinado líder, y de intentar agredir con arma blanca a quienes acompañaban al extinto Ruiz Mosqueda.
“Toda la sociedad que está en contacto con los medios de comunicación, se enteró de la versión oficial de los hechos del asesinato del líder de la UNTA, y en ese sentido, no cabe duda de que hubo complicidad de Tobías Cisneros Águila y de su hijastro Fausto Díaz Villabos”, expresó.
“Su participación estuvo en que entre ambos ayudaron al asesino Héctor Manuel y se dice que hasta le dieron los 100 mil pesos para que pudiera huir y hasta lo llevaron hasta la salida, con el vehículo del propio Ruiz Mosqueda, que antes habían ponchado, pero que repararon entre Tobías y su hijastro Fausto”, expuso.
Consultado Hernández Domínguez en torno a los hechos, expuso que “para la Coduc, con base en la experiencia que hemos conocido en otras partes del país, cuando unos asesinos o cómplices de asesinato, sobre todo si el o los asesinados fueron luchadores sociales o líderes incómodos para los intereses económicos y gubernamentales, son liberados, por lo general, es que estamos ante un crimen de Estado”.
“En la historia agraria del país, se han registrado crímenes de líderes sociales y campesinos, de gente defensora de los derechos humanos, y se ha llegado a conocer de la detención del o los responsables, sin embargo, también nos hemos enterado de que luego los implicados son dejados en libertad. Cuando esto se ha dado, es presumible que el Estado esté metido”, agregó.
Añadió que “creemos que eso pueda ser posible, ya que sería mucha casualidad que hace un año, mataron a Armando García Jiménez, quien estaba metido en la defensa de los campesinos del rancho conocido como “El Arca”, ubicado entre los municipios de Carmen y Champotón”.
“Alejandro Ruiz Mosqueda también estaba metido en ese asunto de ‘El Arca’, un problema territorial que es tan serio que hay muchos campesinos que requieren del apoyo del mayor número de organizaciones campesinas. Y tanto García Jiménez, como Ruiz Mosqueda, estaban dentro de ese mismo asunto; matan primero a García Jiménez y ahora luego de un año, a Ruiz Mosqueda: lo que habría que determinar es si fue el estado federal o el estatal”, expuso.
Consideró como “apresurado que el gobernador Fernando Ortega Bernés y la Procuraduría de Justicia del Estado hayan asegurado al día siguiente, que la muerte de Ruiz Mosqueda se debió a un asunto comercial, por uno o más borregos, cuando que se debió antes hacer una profunda investigación de los sucesos. Se vieron apresurados por darle ‘carpetazo’ al extraño homicidio de Ruiz Mosqueda”.
Apoyan a ejidatarios de Lerma
Por otro lado, el representante de la Coduc anunció que esa organización nacional le brindará su apoyo a los ocho ejidatarios del Movimiento Campesino Tierra y Libertad del Ejido de Lerma, “quienes nos han solicitado nuestro apoyo y asesoría en el despojo que, al parecer, ya concretó la familia Mouriño, aunque con sus propios procedimientos, de más de nueve mil hectáreas de su superficie ejidal”.
Según explicó, la Coduc, a nivel nacional, “le dará todo el apoyo al Movimiento Campesino Tierra y Libertad, cuyo dirigente, Pedro Celestino May Can, nos lo solicitó por escrito y la dirigencia nacional ha acordado apoyarlo con todo, toda vez que estos valientes campesinos necesitan de una organización, como la Coduc, que ponga el caso en las mesas y en los foros nacionales, pero, sobre todo, que recurra ante las autoridades competentes, para que este despojo se revierta”.
El representante en Campeche precisó además, que “nuestra dirigencia nacional está recabando toda la información de este despojo en el ejido de Lerma, y estamos seguros que se trata de un trato ilegal, en donde circuló el dinero a raudales para comprar a los directivos del ejido y a los líderes”.
“También podemos percibir que los Mouriño, a través de una persona que ejecutó todo el trabajo, valiéndose de prestanombres, falsificaron actas de asambleas. Sentimos que si el Tribunal Unitario Agrario (TUA) de Campeche, está actuando con inclinación hacia la parte del poderoso, como muchas veces sucede, la Coduc va a pedir la destitución de la magistrada, y no solo de ella, sino también de todos los funcionarios federales del sector agrario, como la Reforma Agraria, la Procuraduría Agraria (PA) y el Registro Agrario Nacional (RAN)”, advirtió.
“Sabemos que aquí los Mouriño han hecho lo que han querido con sus negocios y con la ecología, pero eso ha sido por las complicidades que tienen en el aparato gubernamental estatal, pero en la capital del país, hay personas mucho más poderosas que él y si se están aprovechando de estos humildes campesinos de Lerma, nosotros vamos a recurrir a esas personas y a esas instancias, para que lo que han hecho, se les eche para atrás y devuelvan la tierra al ejido de Lerma y a los ejidatarios, según lo que se ha señalado a nivel nacional en la Coduc”, puntualizó.



 
¡Pronto tendremos nuevas encuestas para usted!