“El Mojón”, largamente buscado



La figura de Pedro Rayos Núñez y/o Guillermo Martínez Martínez (a) “El Mojón” y/o “T-55” y/o “Apa” y/o “Ferruco”, como jefe de plaza, surgió a raíz de que el Cártel del Golfo arrebatara violentamente la plaza de Cancún al grupo delictivo “Los Zetas”.
Desde que los primeros integrantes de ese grupo delictivo fueron detenidos, el apodo de “El Mojón” salió a relucir como de una de las piezas de la estructura criminal de esta organización.
La figura de Pedro Rayos, como jefe de plaza, surge a raíz de la detención de Andrés Bernardo Ramírez (a) “El Chicken”, capturado en febrero y por quien fueron asesinadas siete personas en la Región 102, entre ellas Sandra Sánchez Ramírez (a) “La Güera”, a quien acusó de ponerle el “dedo”; esto fue confirmado ante el Ministerio Público por los sicarios Roger Gabriel Alfaro (a) “El Humo” y Víctor Raúl Torres Ojeda (a) “El Dante” y/o “Liro”.
Estos últimos detenidos, junto con Andrei Alpuche Correa (a) “El Cubo”, fueron los que dieron a conocer en un principio a Daniel Velázquez Caballero (a) “El Apa”, “El Gordo Sam”, “El Negro” y a dos de sus sicarios más peligrosos y escoltas, a los cuales identificaron como Alberto Canabal Cetina “El Luigi” y Pedro Rayos Núñez y/o Guillermo Martínez Martínez (a) “El Mojón” y/o “T-55” y/o “Apa” y/o “Ferruco”.
A pesar que el apodo era conocido, Rayos Núñez fue identificado plenamente por las autoridades hasta la detención de José Roberto Díaz Cornelio alias “Comandante Pepe”, a quien se consideraba líder del Cártel del Golfo en de Playa del Carmen.
Roberto Díaz Cornelio reconoció que entregaba mensualmente 120 mil pesos a su jefe inmediato, conocido como Miguel Ángel Villalobos alias “El Mojón”, jefe de la plaza en la zona norte del Cártel del Golfo.
En las primeras declaraciones, “El Comandante Pepe” afirmó que por orden de “El Mojón” asesinaron al comandante de Sector de la Policía Municipal del balneario de Cancún, Gumersindo Martínez Gómez, por lo que las autoridades pusieron especial atención en el sujeto.
Tras la repentina desaparición de la ciudad de Velázquez Caballero (a) “El Apa”, “El Gordo Sam”, “El Negro”, fue Rayos Núñez alias “El Mojón” que tomó la plaza, mismo que de forma sanguinaria en unos meses estableció una ola de terror en la ciudad.
Meses antes de esta detención, las autoridades ya seguían la pista de “El Mojón”, luego de que en el celular de Flavio Alfonso Romero López (a) “Flaco” y/o “Ñengo”, Jorge Agustín Jiménez (a) “Cachetón”, Edgar Octavio Escalante Moreno (a) “Cachorro” y/o “Puppy” y Álvaro Enrique Chablé Yáñez (a) “Cuco”, quienes fueron detenidos en el mes de enero.
Cuando estos últimos fueron detenidos, justo cuando iban a ejecutar a Carlos Tonatiuh Moreno Poot y Jesús Balona Ancona; en sus teléfonos celulares se encontraron mensajes de otros sicarios, en los que se alertaban sobre la detención de sus cómplices.
Los mensajes se encontraban en un chat de nombre “El Mojón”, en el que fueron observadas la participación de varios integrantes del grupo delictivo, entre los que destacan Roger Gabriel Alfaro Pacheco (a) “El Humo” y/o “T-89” (actualmente encarcelado) y otros de apodos “Panda”, “Ornitorrinco”, “T-78” y el mismo “Mojón”.
Actualmente, Pedro Rayos Núñez y/o Guillermo Martínez Martínez (a) “El Mojón” y/o “T-55” y/o “Apa” y/o “Ferruco”, permanece preso en el Centro de Reinserción Social (Cereso) de Cancún con seis órdenes de aprehensión en su contra por el delito de homicidio calificado, tres por ejecuciones cometidas en Cancún y tres cometidas en Playa del Carmen.



 
¡Pronto tendremos nuevas encuestas para usted!